Conducción bajo lluvia con seguridad

La conducción bajo la lluvia podría ser difícil o peligroso si no cuentas con un equipo de seguridad o llantas en perfecto estado.

Ya sea una leve llovizna o una lluvia fuerte, en cada momento debes de estar atento al camino.

La incomodidad, la falta de visibilidad y la sensación de tener menos agarre sobre el asfalto son algunos de los síntomas más comunes que tenemos al momento de manejar nuestra moto.

Lo más habitual es que se reduzca nuestro campo de visión, las distancias y sobre todo los agujeros en el camino pueden ser factores decisivos para poder perder el control de nuestra motocicleta.

Agarre y estabilidad

Nuestra motocicleta debe de estar en perfecta condiciones para poder reducir la posibilidad de percances en carretera.

La lluvia reduce el agarre efectivo de los neumáticos y esto puede comprometer considerablemente la estabilidad del conductor y de la motocicleta.

Es por eso que en cada época de lluvia debemos de apartar un presupuestos para comprar llantas, si aunque las tuyas las veas con la labor en perfecto estado el desgaste es constante y luego de unos seis meses te darás cuenta que las llantas empiezan a perder sus propiedades.

No debemos arriesgarnos, más cuando ahora en la ciudad se formas grandes cantidades de agua reposada que pueden ocultar agujeros y esto hacer que pierdas control de tu moto.

Cuida de tus vida, la de los tuyos y mantente seguro al momento de conducirte por la carretera. Dejar al tiempo la decisión de mantener tu moto en buen estado puede ser contraproducente.